Análisis

Análisis de PathCraft para Quest 2

Las apariencias engañan... ¡preparaos para pensar!

Tenemos un montón de cajas de Amazon y demás por ahí muertas de risas. De todos esos visores que vamos comprando. Las ediciones coleccionistas que ahora decoran nuestra estantería tienen montones de cajas acumulando polvo. Si fuéramos unos niños lo tendríamos claro: ¡a hacernos una armadura! O un fuerte donde dejar volar nuestra imaginación. PathCraft quiere que saquemos a nuestro niño interior para resolver grandes rompecabezas entre cartones y adorabilidad máxima. Eso sí, ojo, que las apariencias engañan, y ser niño no es nada fácil. Dejad volar vuestra imaginación, que comienza el análisis de PathCraft para Meta Quest 2.

Los Lemmings más encartonados de la historia

¿Conocéis la mítica saga Lemmings? Es todo un clásico donde debemos ayudar a unos bichitos sin ningún instinto de supervivencia manipulando el escenario. Esto es justo lo que nos propone PathCraft, el juego desarrollado por Devilcow y publicado por Vertigo Games. Sustituid a los bichillos verdes por un adorable niño, ¡y listo! Con la gracia de resolver los rompecabezas en Realidad Virtual, claro.

Todo está estructurado como si fuera un juego infantil con el cartón como gran protagonista. Nuestro objetivo en cada nivel será recoger todas las baterías que haya repartidas. El niño es totalmente personalizable, pudiendo alterar su disfraz entre opciones realmente cuquis como tutús, trajes de astronautas o dragones. Los cambios también se ven reflejados en nuestras manos, para que sintamos una gran conexión con nuestro niño interno, lo cual es una auténtica delicia.

Este renacuajo ha tomado demasiado azúcar o algo similar, ya que no se para quieto ni aunque vaya hacia un barranco. Nunca lo llegamos a controlar directamente, teniendo que manipular el escenario para que no se despeñe hacia el infinito mar de cartón que hay a nuestro alrededor. Así que, a nivel de mecánicas todo es tan sencillo como agarrar cosas y listo. Pero que sea fácil de empezar a jugar no significa que no tengamos que darle mucho, mucho al coco.

PathCraft Meta Quest 2 Review
El baile al conseguir todas las baterías es infeccioso

¿Pero esto no era un juego infantil?

Al ver PathCraft es fácil pensar que estamos ante un título destinado a un público infantil. Los colores son muy vivos, y al final, todo va de conectar con nuestro niño infantil. Bueno, pues este crío tiene que ser pariente de Jimmy Neutron, porque ya os adelanto que PathCraft es increíblemente difícil.

PathCraft Meta Quest 2 Review

En total nos esperan más de 80 niveles, repartidos en grupos de 10 fases donde se introduce alguna nueva mecánica. Todo empieza relativamente sencillo, al poder mover cajas con las que crear puentes o redireccionar al protagonista. Si se encuentra con un obstáculo que no pueda saltar, girará o se dará media vuelta para seguir con su incesante caminar. ¡Pero para un poco! 

No tardaremos en ver cómo aparecen plataformas de arena que se caen al pasar, pero que no podemos agarrar. Luego llegan los interruptores para activar/desactivar bloques, torretas, las plataformas giratorias, portales, etc. Cada mecánica se introduce en un par de fases muy sencillas, sin necesidad de textos ni tutoriales. Aprendemos jugando, lo cual es una buena seña de identidad de que hay un fantástico diseño por detrás.

Wallace Train GIF

Poco a poco se van sumando todas las mecánicas que hemos visto con anterioridad, hasta crear rompecabezas increíblemente complejos. Me he tirado 30 minutos en algún nivel viendo cómo mi niño me hacía caso nulo y se lanzaba al vacío hasta que llegaba el momento «¡Eureka!» y daba con la solución. A veces, no sólo basta con pensar en qué hacer, sino hacerlo rápido. Lo dicho, el personaje no para, con que a veces nos tocará crear un puente mientras lo estamos cruzando, igual que el bueno de Wallace en este famoso GIF. 

Seré sincero: no he podido acabar absolutamente todos los niveles para hacer este análisis de PathCraft en su versión de Meta Quest 2. Algunos se me han atragantado hasta la saciedad. Por suerte, no hace falta completarlos absolutamente todos para desbloquear cada bloque de niveles, pero sí la mayoría. Ya os aviso que incluso en la primera tanda, donde «sólo» movemos cajas, nos enfrentaremos a grandes retos.

¡Mira, mamá! ¡Mejor con mandos!

Jugar es tan sencillo, que PathCraft nos permite disfrutar de sus rompecabezas con el tracking de manos. Así todo es más intuitivo, y no debería haber muchos problemas. ¡Sólo agarramos objetos y los soltamos! Bueno, pues no es del todo así. No tenemos demasiada precisión al jugar, y si bien para los niveles más básicos es viable, cuando aumenta la dificultad (lo que es sorprendentemente pronto) o piden movimientos rápidos, vamos a pasarlo muy mal. Es preferible usar los mandos, donde el tracking es perfecto.

Uno de los problemas del tracking de manos es si el juego interpreta que agarramos el escenario o no. Así podemos rotar el mundo o acercarlo. También se hace al hacer el gesto de agarre con nuestras manos. O estamos con la palma abierta del todo, o PathCraft a veces se vuelve loco. Igual interpretar con otro movimiento el agarrar objetos y el entorno ayudaría a que funcionara mejor.

Hablando de la rotación, este es otro punto donde el juego tiene margen de mejora. Algo tan básico en los juegos de maquetas como girar el mundo no funciona muy allá, lo que nos obligará a girarnos físicamente para jugar mejor. Esto es viable al estar en Quest 2 sin un cable de por medio, pero tanto giro perjudica al tracking de manos, y si estamos sentados en una silla estática, podemos tener problemas.

PathCraft Meta Quest 2 Review

Niveles hasta el infinito y más allá

Completar PathCraft nos va a llevar bastante tiempo. La duración variará notablemente entre los usuarios en función del grado de «mente galaxia» que se tenga. Además, todo es relativamente rejugable, al haber tablas de clasificación donde se cuenta el número de acciones que hemos hecho. Ver cómo algo que nos ha costado lo ha resuelto alguien con una sola acción nos picará a buscar la solución más óptima posible. Nos darán monedas en función de la cantidad de movimientos, que sirven de las típicas estrellas para medir nuestra maestría resolviendo puzzles.

PathCraft Meta Quest 2 Review

¿Nos quedamos con ganas de más? Entonces estaremos más que servidos gracias a la comunidad. El juego trae un completísimo editor de niveles para hacer nuestras creaciones más locas. Podremos usar cualquier tipo de bloque, entorno y lo que se nos pase por la cabeza. Si somos más de jugar en vez de crear, también se pueden acceder a las fases diseñadas por otros usuarios. Esto hace que el título sea prácticamente infinito. Incluso en este período para hacer el análisis de PathCraft en Quest 2 ya había algún rompecabezas que sólo podía venir de un genio… ¡o un demente!

No podemos olvidarnos de lo bien que suena el título. Hay muchas melodías que abrazan esta idea común de estar en contacto con nuestro niño interior. También son agradables para que no se hagan pesadas incluso tras nuestra enésima muerte en un mismo puzzle. 

Conclusión del análisis de PathCraft para Quest 2

Los juegos de puzzles funcionan de maravilla en Realidad Virtual, siendo refrescante tener uno que aproveche el «estilo de maqueta» en vez de apostar sólo por la primera persona. El resultado es una adaptación de la fórmula Lemmings sencillamente brillantePathCraft está genialmente diseñado para ofrecer una gran variedad de mecánicas que no paran de sumarse para ofrecer rompecabezas tan complejos como divertidos de resolver.

¿Es esta una propuesta para los peques de la casa? Ni por asomo. Quizá los primeros 3-4 niveles, pero luego se viene un reto sólo apto para los amantes de los puzzles más desafiantes. Al mismo tiempo, sirve para conectar con nuestro niño interior mientras ejercitamos con nuestro cerebro al máximo.

Hay ciertos aspectos que ojalá se parcheen más adelante, como el tracking de manos o una mejor forma de rotar los escenarios. Quizá alguna pistilla para que nadie se atasque no vendría mal tampoco. Sea como sea, PathCraft es un título estupendo que no os debéis perder… Si no os asustan los grandes retos, claro.

PathCraft está disponible para Meta Quest 2Meta Quest Pro a un precio de 11,99 €.

4
Gráficos
4.5
Mecánicas
3
Controles
4
Audio
4
¿Es divertido?
Valoración Global 3.9 / 5
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
0
Would love your thoughts, please comment.x